Inicio Gente palante Reciclar, educar y sembrar

Reciclar, educar y sembrar

por Jose Roberto Duque
153 vistos

Primera incursión o abordaje al taller y los alrededores del territorio donde Rodrigo Scrap hace su alquimia: convertir desechos tecnológicos en objetos útiles. Gran experiencia de reciclaje y reutilización en Barquisimeto. Esto es un #Avance, porque volveremos

Texto y fotos: Teresa Ovalles M.

Reutilizar material electrónico desechado es la tarea de la empresa familiar Rodrigo Scrap desde el año 2015, conjugando con ello la educación y la conciencia ambientalista. Rodrigo Scrap tiene su taller ubicado en la avenida Florencio Jiménez, sector Santa Isabel de Barquisimeto.

En materia educativa este equipo también se ocupa de hacer juguetes con material de reciclaje como papagayos y carritos para niñas y niños y entregarlos en jornadas especiales en las cuales procuran crear conciencia ambientalista.

Este proyecto de reciclaje de desechos electrónicos se hizo acreedor del puesto 285 en el Premio Latinoamérica Verde 2021, y del puesto 26 en la categoría reciclaje.

Esta gente desparrama su pasión sembrando árboles e inculcando su afán en una nota de querer un planeta más sano para futuras generaciones, menos depredadoras. Trabajan también con las comunidades aledañas al vertedero de Pavia, para orientarlos en la recuperación de los bombillos led y otros materiales electrónicos desechados. En distintos parques de Barquisimeto se han dispuesto a sembrar samanes. En 2020 participaron en la primera jornada de reforestación con la siembra de 70 samanes en el Bosque Macuto.

Desarme de las computadoras y limpieza de las tarjetas, en manos de Ramón Rincón

El primer objeto reciclado que nos muestra el joven Miguel Canelón, de 19 años de edad, es una linterna hecha con las tarjetas de tres bombillos led de alta potencia, recogidos del vertedero-basurero de Pavia; las baterías fueron reusadas de una laptop y les conectaron un interruptor con unos cablecitos.

Advierte Canelón que una sola batería de litio contaminaría 40 mil litros de agua dulce. Si es salada contamina el doble por ser el agua de mar conductora de la electricidad. Es una linterna que funciona por tres o cuatro horas seguidas y su tiempo de vida útil puede ser de varios años.

Este equipo ha participado en proyectos de la Universidad Nacional Politécnica Experimental Antonio José de Sucre, la Unexpo, y han apuntado hacia otros centros educativos que abarcan escuelas de educación primaria.

El líder de esta importante iniciativa es Enzo Rincón, tecnólogo especializado en reciclaje, quien pone el acento en la lucha contra la obsolescencia programada de aparatos electrónicos y de los bombillos led extendiéndoles el tiempo de vida útil.

Enzo Rincón muestra una tarjeta electrónica y explica su potencial

Hay gente muy joven incorporada a este proyecto. Miguel Canelón es estudiante de ingeniería electrónica y técnico en computación con el que cuentan para el futuro laboratorio que dará servicios y clases en materia de reciclaje. El es el diseñador y constructor de la linterna electrónica de alta potencia antes descrita.

También impartirán robótica básica para niños a partir de componentes electrónicos de equipos en estado de obsolescencia, y evalúan la fabricación de cargadores de baterías de carros y motos con fuentes de poder de computadoras y servidores.

Para que se den una idea de los sueños de esta gente, ya ellos están explorando en la aplicación de la fitominería, que no es más que una técnica agroecológica, aplicada en Alemania, científicamente muy avanzada, para extraer metales como el germanio y tierras raras utilizadas en celulares y demás equipos electrónicos. Es una tecnología de punta que hacen con maíz y girasol. Las plantas toman el germanio y tierras raras (minerales) y luego sus hojas van a un laboratorio especializado para extraer los metales de sus hojas.

Este equipo tiene plena confianza en nuestros científicos y en la capacidad de estos altamente especializados venezolanos y venezolanas.

Otra de los retos que se trazan es la fabricación de un anemómetro, un instrumento de medición meteorológica.

En Valencia este equipo está incorporado a la creación del Museo de la Electrónica con una firma privada especializada en metalmecánica.

Compartir:

Deja un Comentario